Con motivo de la llegada de una nueva década, 2020, y la visita de un discípulo del maestro Pedro Valencia que vino de Taiwan para practicar unos días, hicimos una pequeña fiesta con los alumnos y profesores de Talavera, y bailando la Danza de León, practicando con todos y, por supuesto, disfrutando de todos los manjares aportados por los participantes de la fiesta. Muchas gracias a todos.